Accidente de tráfico: ¿qué es mejor parte amistoso o atestado?

Accidente de tráfico: ¿qué es mejor parte amistoso o atestado?

En la resolución de los accidentes de tráfico se suelen utilizar comúnmente dos tipos de documentos que son totalmente diferentes en cuanto a su contenido, especialización y rigor probatorio.

Ambos tienen la misma finalidad que es la de llegar a dar una solución sobre las posibles responsabilidades existentes en un accidente de tráfico, sin embargo su virtualidad probatoria es completamente distinta.

El parte europeo de accidente es una declaración amistosa realizada por las partes intervinientes en el mismo, que se realiza en un modelo oficial y que se denomina vulgarmente como Parte.

El mismo tiene que ser notificado a la compañía aseguradora del vehículo en el plazo de siete días a partir del siguiente al que se haya producido el accidente.

El parte amistoso tiene que contener una serie de requisitos que ayuden en la identificación de los vehículos siniestrados, de sus dueños, de las compañías aseguradoras, y de los hechos acaecidos y sus consecuencias materiales en el momento del accidente.

Cada uno de los conductores podrá exponer todo aquello que considere oportuno para el esclarecimiento de los hechos y deberá ser firmado por ambos.

La firma se convierte en un elemento fundamental, sin la cual el contenido del documento no tendrá ningún valor, convirtiéndose en un auténtico papel mojado, ya que no se ha adquirido ningún compromiso de nada.

Es evidente que rellenar el parte puede necesitar de cierto tiempo puesto que habrá que buscar la documentación del coche, la póliza de aseguramiento y describir los hechos del siniestro con la mayor claridad posible.

Una vez firmado nunca puede ser modificado, ni tachado y ni siquiera se puede añadir algo, puesto que al extenderse por duplicado, uno de los partes contendrá el añadido y el otro, no por lo cual ningún efecto tendrá de cara a su defensa jurídica al haber sido añadido con posterioridad y no contar con el asentimiento de la otra parte involucrada en el accidente.

El atestado policial por el contrario es un documento público, firmado y sellado por las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, dotado de una amplia eficacia probatoria aunque no sea en sí mismo mas que una mera denuncia.

Su eficacia probatoria se deriva de la especialización de los agentes de tráfico intervinientes y del carácter neutro y oficial del que están provistos.

¿CUÁL DE LOS DOS ES MEJOR?

Evidentemente se deberá solicitar de la Guardia Civil, o de la Policía de Tráfico, un atestado en los siguientes supuestos:

  • Cuando se hayan producido daños materiales de gran magnitud en uno de los vehículos.
  • Cuando haya heridos con lesiones personales.
  • Cuando uno de los conductores no quiera firmar el parte amistoso.
  • Cuando alguno de los intervinientes se haya dado a la fuga abandonando la escena del accidente.
  • Cuando sea imposible llegar a ningún tipo de acuerdo para la redacción y relleno del parte amistoso.

José Alberto Andrío Espina

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.Más información sobre cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies