Accidentes de tráfico: los atropellos de peatones ¿quién tiene la culpa?

Accidentes de tráfico: los atropellos de peatones ¿quién tiene la culpa?

Cuando un automóvil golpea a un peatón se plantea siempre el interrogante sobre quien será el civilmente responsable de la situación, ya que puede ser culpa de la víctima que cruzó inadecuadamente una calle o del chofer del vehículo que conducía distraído por encima de los límites de velocidad.

Según la Real Academia de la Lengua, atropello significa pasar precipitadamente un vehículo por encima de una persona o chocar contra la misma.

Si el vehículo atropellante está asegurado su compañía de seguros cubrirá los gastos médicos del siniestro sin embargo siempre querrá saber quién tendrá la culpa del accidente a efectos de que se determine su responsabilidad.

La causalidad de los hechos será por tanto un elemento crucial a la hora de determinar la culpa.

Las causas más frecuentes de los accidentes de peatones suelen ser las siguientes:

  • Distracciones en la conducción.

  • Conducción temeraria.

  • Conducción bajo la influencia de bebidas alcohólicas.

  • Falta de atención del peatón.

  • Mantenimiento deficiente de las aceras.

  • Falta de aceras.

  • Problemas o defectos en los estacionamientos.

  • Obstáculos en las aceras o en los estacionamientos.

Dependiendo de la causa que origine el accidente, la persona culpable del accidente podría ser el peatón, el conductor del vehículo que lo atropello o la persona responsable del estacionamiento o calle donde ocurrió el accidente.

Cuando la negligencia de otra persona causa o contribuye al accidente del peatón este puede recuperar los daños producidos por gastos médicos así como por el dolor y sufrimiento padecido por la incapacidad resultante derivada del siniestro, o los días de hospitalización y aquellos en que haya estado impedido para realizar su trabajo.

Igualmente podrá recuperar los daños materiales producidos y otras perdidas relacionadas con el accidente.

¿CUÁLES SON LOS DERECHOS DEL ATROPELLADO?

Si ha sido víctima de un atropello tendrás derecho a una indemnización siempre que la culpa del siniestro no sea absolutamente tuya.

Sin embargo, existen muchos casos en los que se puede acreditar que hay una concurrencia de culpas, lo cual significa que se repartirá porcentualmente la responsabilidad entre el conductor del vehículo que atropelló y la víctima.

Las indemnizaciones derivadas de atropello se calculan de forma similar al resto de accidentes de tráfico.

El atropellado una vez interpuesta la correspondiente denuncia será explorado por el Médico Forense correspondiente al Juzgado de Instrucción que tramite el asunto.

Este establecerá cuales son los días impeditivos que no ha podido trabajar el peatón accidentado, así como los días de hospitalización.

En función de las secuelas que queden establecerá un número de puntos y cuanto más grave sea la situación en que haya quedado la víctima, establecerá un mayor número de puntos serán asignados.

Tanto los días impeditivos, los hospitalarios y los no impeditivos se podrán traducir en cuantías económicas multiplicando el número de estos por la cuantía-valor de cada día establecido en el Baremo de Accidentes.

De esta forma, nos podemos encontrar con cuantías absolutamente diferentes que pueden ir desde los cuatro mil euros en lesiones ligeras, hasta más de trescientos ochenta mil en los casos más graves de incapacidad.

José Alberto Andrío Espina

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.Más información sobre cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies