Arrendamientos impagados: ¿cuándo puede enervar la acción el inquilino?

Arrendamientos impagados: ¿cuándo puede enervar la acción el inquilino?

Con la legislación anterior, el arrendatario podía enervar la acción de desahucio mediante la consignación de las rentas adeudas entre su citación y el día de celebración del juicio verbal.

Actualmente, en los casos de demandas en que se ejercite la acción de desahucio por falta de pago de rentas o cantidades debidas, el Secretario Judicial tras la admisión de la demanda, requerirá al demandado para que en el plazo de 10 días desaloje el inmueble, pague al actor propietario o en caso de que pretenda enervar la acción, pague la totalidad de lo que deba.

Para la puesta a disposición de las cantidades adeudadas, la ley prevé que el arrendatario consigne directamente en el Tribunal o ante Notario, el importe de las cantidades reclamadas en la demanda y también de las que adeude en el momento de realizar el pago enervador del desahucio.

Igualmente, el demandado podrá formular oposición, alegando sucintamente las razones por las que a su entender, no se debe en todo o en parte la cantidad reclamada, y deberá poner en conocimiento del Juez las circunstancias relativas a la procedencia de la enervación que solicita.

Cuando el demandado que adeuda las rentas, no atendiese el requerimiento de pago, o no compareciese para oponerse o allanarse, el Secretario Judicial, dicta Decreto en el que da por terminado el juicio de desahucio.

Igualmente, dará traslado a la parte demandante para que inste el despacho de ejecución, siendo suficiente con la mera solicitud.

El requerimiento que se le haga al demandado por impago de rentas, expresara el día y hora que se haya señalado para la vista judicial, y este requerimiento servirá de citación.

Igualmente, se expresara al demandado, que en caso de solicitar justicia gratuita deberá hacerlo en los tres días siguientes a la práctica del requerimiento, señalándosele igualmente que de no realizar ningún de las actuaciones citadas, se procederá a su lanzamiento inmediato.

Este lanzamiento, se efectuara sin necesidad de notificación posterior.

En todos los procedimientos de desahucio, se apercibirá al demandado en el requerimiento que se le formalice, que de no acudir a la vista judicial, se declarara el desahucio sin más trámites.

El lanzamiento deberá verificarse antes de un mes, desde la fecha señalada para la vista judicial, advirtiéndosele al inquilino demandado de que si la sentencia es condenatoria y no se recurre, se deberá proceder al lanzamiento en la fecha fijada en el requerimiento y sin necesidad de notificación posterior.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.Más información sobre cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies