El propietario moroso, ¿puede impugnar acuerdos de la junta?

El propietario moroso, ¿puede impugnar acuerdos de la junta?

Con el fin de luchar contra la morosidad actualmente existente en las comunidades de propietarios, la ley de Propiedad Horizontal, establece que para poder impugnar los acuerdos de la Junta, el propietario que quiera hacerlo, este al corriente en el pago de la totalidad de las deudas vencidas que tenga con su comunidad.

Los Acuerdos de la Junta de propietarios, serán impugnables ante los Tribunales, cuando estos sean contrarios a la Ley o los Estatutos de la Comunidad, cuando resulten gravemente lesivos para la propia comunidad en beneficio de uno o varios copropietarios y cuando supongan un grave perjuicio para algún propietario que no tenga la obligación jurídica de soportarlo. Igualmente, cuando se hayan adoptado los acuerdos con manifiesto abuso de derecho.

La excepción a esa regla general de estar al corriente en el pago puede venir determinada cuando el acuerdo impugnado verse sobre alteración de las cuotas de participación señaladas en el titulo constitutivo.

Por tanto, la ley establece la exigencia imperativa de o bien consignar el importe adeudado judicialmente o haber pagado todas las deudas vencidas.

Evidentemente,  uno de estos dos requisitos señalados anteriormente, deberán de haberse cumplido antes de interponerse la demanda ante el órgano jurisdiccional.

Sucede en ocasiones, que por razones de buena vecindad a un propietario moroso, se le permite votar en la Junta de Propietarios, pero éste propietario que disiente de los acuerdos tomados en Junta, puede querer impugnar los mismos en vía judicial.

Esto nos lleva a preguntarnos si ese propietario moroso, puede impugnar judicialmente un acuerdo, sin haberse puesto al corriente en el pago.

La respuesta es claramente negativa, ya que el moroso que adeuda determinadas cantidades a la comunidad de propietarios, siempre debe ponerse al corriente del pago antes de impugnar algún acuerdo, y ello con independencia de que haya votado o no en esa Junta.

Este presupuesto de legitimación para poder impugnar los acuerdos de Junta, es un requisito autónomo e independiente fijado por la propia Ley.

Puede ser que por razones diversas  se le haya permitido participar y votar, pero no estará nunca legitimado para poder impugnar ningún acuerdo de la Junta.

Se trata en definitiva de una exigencia legal impuesta por el propio texto normativo de las Comunidades de Propietarios,  a la que no se puede renunciar, ni eximir por voluntad de las partes.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.Más información sobre cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies