Negligencias médicas: los errores de anestesia

Negligencias médicas: los errores de anestesia

En los quirófanos actuales las complicaciones derivadas de la anestesia son casos muy raros, ya que los médicos están plenamente capacitados para la administración e inyección del material anestésico.El caso más típico de indemnización por negligencia médica respecto a los anestésicos es la posibilidad de que el paciente recupere de alguna forma la conciencia durante una operación de cirugía bajo anestesia general.Si al paciente no se le ha administrado una dosis adecuada antes de la operación podrá darse el caso de que recupera la conciencia durante la intervención quirúrgica, generando una gran cantidad de estrés psíquico y psicológico.Habrá casos en que al paciente le habrá sido inyectado el suficiente agente paralizante como para ser capaz de moverse o hablar, pero a pesar de ello que pueda tener la suficiente consciencia para entender lo que le está pasando.Por el contrario puede haber situaciones en que la anestesia se administre con sobredosis y que en los casos más graves pueda conducir a daño cerebral irreversible o a la muerte, y aunque todas estas situaciones anteriormente relatadas son extremadamente raras, pero de vez en cuando ocurren.Si a usted o alguien cercano le ha sucedido algo similar tiene que conocer los pasos que debe dar para poder reclamar por la negligencia cometida.La administración de anestésicos requiere de una formación muy especializada.Las complicaciones anestésicas han adquirido cierto impacto en la sociedad con la proliferación de operaciones de cirugía estética y practicas dentales inadecuadas.La interposición de una demanda por negligencia médica reviste siempre un cierto grado de dificultad ya que es necesario recoger y poder suministrar al Tribunal una gran cantidad de pruebas en un momento traumático para la víctima.En principio esta tendrá que encontrar un abogado especialista en negligencias médicas para poder interponer las acciones judiciales necesarias.Su letrado no solamente deberá ayudarle en su procedimiento legal sino proveerle de los contactos pertinentes para el apoyo y asesoramiento derivado de las complicaciones anestésicas que suelen generar un gran malestar psíquico y psicológico.La mala práctica anestésica es uno de los tipos más difíciles de demostración en el campo de las negligencias médicas, ya que el paciente está en un estado de sedación por lo que las pruebas suelen derivarse siempre de los informes médicos anteriores.Para que su reclamación pueda llegar a tener éxito, será necesario que usted logre reunir toda la documentación relativa al caso, poder demostrar que el nivel de atención del médico cayó por debajo de estándar esperado y demostrar el resultado lesivo.

José Alberto Andrío Espina

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.Más información sobre cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies