Terrazas: elemento común pero de uso privativo

Terrazas: elemento común pero de uso privativo

Si bien la cubierta o tejado- terraza de la casa, es un elemento común del edificio que por su propia naturaleza y descripción pertenece en copropiedad a los dueños de cada piso o local, nada impide que su uso, pueda atribuirse racionalmente solo al propietario de uno de los pisos.

En estos casos, la terraza no forma parte del piso ni siquiera como accesorio dominical del mismo, no obstante, en orden a la situación natural y racional de las cosas, resulta que a esa cubierta o terraza únicamente se puede acceder a través del piso de un propietario y a través del mismo y no directamente desde la escalera del piso, de tal forma que solo los habitantes del ático, pueden utilizar esta parte de propiedad común a través de una puerta de acceso colocada en su piso.

Normalmente, cuando se dan estas situaciones, se hace constar así en la escritura de obra nueva e igualmente en la escritura de venta del piso.

Por tanto, cualquier alteración en la estructura o fábrica del edificio o en las cosas comunes afecta al titulo constitutivo, requiere acuerdo unánime de todos los copropietarios.

Tal acuerdo no pude existir, si se opone el propietario del piso con terraza, y en este caso la Comunidad, carecerá del derecho a abrir un nuevo hueco o puerta de acceso a la susodicha terraza.

La terraza que sirve como cubierta tiene la condición de elemento común en el Régimen de Propiedad Horizontal, puesto que el interés la buena conservación de la misma, afecta a todos los copropietarios y por tanto, no podrá decirse que afecta únicamente a aquellos que se encuentran precisamente debajo de la misma.

Por ello, todos los gastos de mantenimiento que sean necesarios realizar, deberán distribuirse entre todos los copropietarios que integran la comunidad.

Esta condición de uso exclusivo de la terraza por el propietario que tiene acceso a ella, no significa que el propietario de ese piso que accede a la terraza sea exclusivo responsable de su mantenimiento, ya que los beneficiarios de su buen estado son todos los comuneros, dejando siempre a salvo los casos en que los daños ocasionados a la terraza hubiesen sido ocasionados por los propietarios que tienen acceso a esta, en cuyo caso serán responsables éstos últimos.

A&A Abogados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.Más información sobre cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies